Mozambique apoya los esfuerzos para encontrar una solución que permita al pueblo saharaui ejercer su inalienable derecho a la autodeterminación y la independencia

Nueva York (Naciones Unidas), 17 de junio de 2021 (SPS) – El Primer Secretario de la Misión Permanente de Mozambique en las Naciones Unidas, Sr. Inácio Vrigílio, declaró que Mozambique “cree firmemente que el derecho a la autodeterminación e independencia es un derecho fundamental inalienable para todos los pueblos del mundo, tal como está claramente consagrado en la Carta de las Naciones Unidas y otros documentos importantes de nuestra Organización, por ello, su país sigue apoyando los esfuerzos encaminados a encontrar una solución aceptable que permita al pueblo del Sáhara Occidental ejercer su derecho inalienable a la autodeterminación y la independencia, de conformidad con la resolución 1514 de la Asamblea General

 En su declaración ante la sesión del Comité de Descolinización, el Inácio Virgílio dijo que “la falta de avance, tres décadas después de la resolución que establece la Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum del Sáhara Occidental (MINURSO), es una situación lamentable que perpetúa el sufrimiento y el deterioro de las condiciones del pueblo saharaui”, por lo tanto, “Mozambique pide al Comité Especial de Descolonización que asuma su responsabilidad de forma plena y efectiva hacia la autodeterminación del Sáhara Occidental".

“Mozambique también exhorta a al Frente POLISARIO y Marruecos reanudar las negociaciones para encontrar una solución duradera, justa y sostenible, al tiempo que apoya los esfuerzos internacionales en este sentido y reitera la importancia del papel de la Unión Africana en abordar esta cuestión, teniendo en cuenta que las dos partes del conflicto son miembros de nuestra organización continental y deben priorizar la implementación de las decisiones adoptadas por la Unión Africana”, continuó el diplomático mozambiqueño.

Por último, el representante de la Misión Permanente de Mozambique en las Naciones Unidas que su país “apoya los esfuerzos internacionales para la resolución del conflicto en el Sahara Occidental, de conformidad con los propósitos y principios de la Carta de las Naciones Unidas y las disposiciones del derecho internacional”. (SPS)

090/500/TRD-Z